viernes, 31 de julio de 2015

Fracaso es sinónimo de no haberlo intentado.

Fracaso no es sinònimo de ser fracasado...
SIGNIFICA QUE TODAVÍA NO TUVISTE ÉXITO.

Fracaso no significa que no lograste nada...
SIGNIFICA QUE NO APRENDISTE ALGO.

Fracaso no significa que actuaste como un necio...
SIGNIFICA QUE NO TUVISTE MUCHA FE.

Fracaso no significa que sufriste descrèdito...
SIGNIFICA QUE ESTUVISTE DISPUESTO A PROBAR.

Fracaso no es sinònimo de falta de capacidad...
SIGNIFICA QUE DEBES HACER LAS COSAS DE DISTINTA MANERA.

Fracaso no significa que eres inferior...
SIGNIFICA QUE NO ERES PERFECTO.

Fracaso no significa que perdiste tu vida...
SIGNIFICA QUE TIENES BUENAS RAZONES PARA EMPEZAR DE NUEVO.

Fracaso no significa que tengas que echarte atràs...
SIGNIFICA QUE TIENES QUE LUCHAR CON MAYOR AHÍNCO.

Fracaso no significa que jamàs lograràs tus metas...
SIGNIFICA QUE TARDARÁS UN POCO MÁS EN ALCANZARLAS.

Fracaso no significa que Dios te haya abandonado.. .
SIGNIFICA QUE TIENE UNA IDEA MEJOR PARA TI.

FRACASO ES SINÓNIMO DE NO HABERLO INTENTADO.

Desconozco a su autor


jueves, 30 de julio de 2015

Busca....

Busca dentro de ti la solución de todos los problemas, hasta de aquellos que creas más exteriores y materiales.

Dentro de ti está siempre el secreto; dentro de ti están todos los secretos.

Aún para abrirte camino en la selva virgen, aún para levantar un muro, aún para tender un puente, has de buscar antes, en ti, el secreto.

Dentro de ti hay tendidos ya todos los puentes.Están cortadas dentro de ti las malezas y lianas que cierran los caminos.

Todas las arquitecturas están ya levantadas dentro de ti.

Pregunta al arquitecto escondido: él te dará sus formulas.

Antes de ir a buscar el hacha de más filo, la piqueta más dura, la pala más resistente, entra en tu interior y pregunta...

Y sabrás lo esencial de todos los problemas y se te enseñara la mejor de todas las formulas, y se te dará la más sólida de todas las herramientas.

Y acertarás constantemente, puesto que dentro de ti llevas la luz misteriosa de todos los secretos.

Desconozco a su autor


Elijamos bien una palabra hoy.....

Porque con una palabra podemos perder o ganar un amigo.

Alguien dijo una vez: "Las palabras son los peldaños de la escalera de nuestra comunicación".

Así pues, hemos de cuidar que cada tramo esté bien construido, que no sea resbaladizo, que no esté carcomido, que no provoque más caídas o problemas en nuestra relación con los demás.

De ahí que siguiendo las definiciones orientales elijamos bien nuestras palabras, los peldaños de la escalera de una buena comunicación.

Ya que:

Una palabra cualquiera puede ocasionar una discordia.

Una palabra cruel puede destruir una vida.

Una palabra amarga puede provocar odio.

Una palabra brutal puede romper un afecto.

Una palabra agradable puede suavizar el camino.

Una palabra a tiempo puede ahorrar un esfuerzo.

Una palabra alegre puede iluminar el día.

Una palabra con amor y cariño puede cambiar una actitud.

¡ELIJAMOS BIEN UNA PALABRA, HOY!

Porque con una palabra podemos perder o ganar un amigo.

Desconozco a su autor


miércoles, 29 de julio de 2015

Haz como el sol

No te aferres al pasado ni a los recuerdos tristes
No reabras la herida que ya cicatrizó
No reavives los dolores y sufrimientos antiguos
Lo que pasó…pasó

Pon tus fuerzas en construir una vida nueva
Y camina de frente… sin mirar atrás.

Haz como “El Sol” que nace cada día.
Sin pensar en la noche que pasó.

Deja atrás el pasado gris
Y llena de “Luz y Amor” tu vida y tu corazón!

Desconozco a su autor



Al final del camino

El error más grande lo cometes cuando, por temor a equivocarte, te equivocas dejando de arriesgar en el viaje hacia tus objetivos.

No se equivoca el río cuando, al encontrar una montaña en su camino, retrocede para seguir avanzando hacia el mar; se equivoca el agua que por temor a equivocarse, se estanca y se pudre en la laguna.

No se equivoca la semilla cuando muere en el surco para hacerse planta; se equivoca la que por no morir bajo la tierra, renuncia a la vida.

No se equivoca el hombre que ensaya distintos caminos para alcanzar sus metas, se equivoca aquel que por temor a equivocarse no acciona.

No se equivoca el pájaro que ensayando el primer vuelo cae al suelo, se equivoca aquel que por temor a caerse renuncia a volar permaneciendo en el nido.

Pienso que se equivocan aquellos que no aceptan que ser hombre es buscarse a sí mismo cada día, sin encontrarse nunca plenamente.

Creo que al final del camino no te premiarán por lo que encuentres, sino por aquello que hayas buscado honestamente.

Desconozco a su autor


martes, 28 de julio de 2015

Con el tiempo

Con el tiempo... aprendes la sutil diferencia que hay entre tomar la mano de alguien y encadenar un alma.
Y aprendes que el amor no significa apoyarte en alguien y que la compañía no significa seguridad.
Con el tiempo.. empiezas a entender que los besos no son contratos, ni los regalos promesas.
Y aceptas tus derrotas con la cabeza en alto, con los ojos bien abiertos, con la compostura de una mujer y no con el rostro afligido de una niña.
Con el tiempo.. aprendes a construir todos tus caminos en el hoy, porque el terreno de mañana, es demasiado incierto para hacer planes.
Y aprendes que incluso los agradables rayos de sol queman, si te expones demasiado a ellos.
Por lo tanto... siembra tu propio jardín y adorna tu propia alma, en vez de esperar
que alguien te traiga flores.
Y así aprenderás que puedes sobrellevarlo todo, que en verdad eres fuerte,vales mucho
y que cada mañana llega un nuevo amanecer.

Desconozco a su autor


lunes, 27 de julio de 2015

Decidí, descubrí, aprendí...

Decidí, no esperar a las oportunidades, sino yo mismo buscarlas.

Decidí, ver cada problema como la oportunidad de encontrar una solución.

Decidí, ver cada desierto como la oportunidad de encontrar un oasis.

Decidí, ver cada noche como un misterio a resolver.

Decidí, ver cada día como una nueva oportunidad de ser feliz.

Anoche descubrí, que mi único rival no eran más que mis propias debilidades, y que en estas, está la única y mejor forma de superarnos.

Aquél día dejé de temer a perder, y empecé a temor a no ganar.

Descubrí, que no era yo el mejor, y que quizás nunca lo fui.

Me dejó de importar, quien ganara ó perdiera, ahora mismo me importa mucho más simplemente saberme mejor que ayer.

Aprendí, que lo difícil no es llegar a la cima, sino jamás dejar de subir.

Aprendí, que el mejor triunfo que puedo tener, es tener el derecho de llamar a alguien "Amigo".

Descubrí, que el amor es más que un simple estado de enamoramiento.

Anoche, dejé de ser un reflejo de mis escasos triunfos pasados, y empecé a ser mi propia tenue luz de este presente.

Aprendí, que de nada sirve ser luz, si no vas a iluminar el camino de los demás.

Anoche decidí, cambiar tantas cosas.....

Aprendí, que los sueños son solamente para hacerse realidad.

Desde anoche, ya no duermo para descansar..... ahora simplemente duermo para soñar.

¡EL AMOR ES UNA FILOSOFÍA DE VIDA!

Desconozco a su autor


viernes, 24 de julio de 2015

Los padres enseñamos a nuestros hijos...

Que aprendan que lo más valioso no es lo que tienen en sus vidas, sino a quien tienen en sus vidas

Que aprendan que "rico" no es el que más tiene, sino el que menos necesita.

Que aprendan que deben controlar sus actitudes o sus actitudes los controlarán.

Que aprendan que hay gente que los quiere mucho, pero que simplemente no saben cómo demostrarlo.

Que aprendan que los grandes sueños no requieren de grandes alas sino de un tren de aterrizaje para lograrlos.

Que aprendan que no siempre es suficiente ser perdonados por otros, algunas veces deben perdonarse a sí mismos.

Que aprendan que la felicidad no es cuestión de suerte sino producto de decisiones.

Que aprendan que dos personas pueden mirar una misma cosa y ver algo totalmente diferente.

Que aprendan que amar y querer no son sinónimos sino antónimos: el quererlo exige todo, el amar lo entrega todo.

Que aprendan que toma años construir la confianza y sólo segundos destruirla.

Desconozco a su autor



Olvida el ayer

Recordar los malos ratos del pasado no aporta nada positivo al presente.
¿Por qué detenerse en el pasado si lo que importa es el futuro? El espejo retrovisor del automóvil te muestra el camino recorrido y sirve únicamente de aviso para ver los vehículos que te piden el paso y que podrían poner en peligro tu propio viaje.
El pasado sirve de base al presente como los muros del primer piso que hoy sostienen la azotea de mañana.
Quien está en el primer piso quiere sencillamente subir a la terraza y no detenerse escarbando en los cimientos de la casa porque encontraría sólo alacranes.
Sube y contempla las estrellas que te muestran los caminos del futuro y deja que la animalidad se pierda entre los terrenos del suelo húmedo y frío.
No vuelvas al pasado que se ha ido y no regresará jamás. Si regresara sería un gran impedimento para tu progreso.
Lo que pasó, pasó. La vida pasada te dejó experiencias y conocimientos que tendrías que aprovechar.
El estudiante experimenta en el laboratorio con instrumentos de química. Al salir del aula se lleva los conocimientos y deja las probetas y elementos porque ya no le sirven.
¿Qué ganamos con recordar errores, cuyas consecuencias nos hacen sufrir, si ya es imposible corregirlos y su recuerdo constante puede arruinar nuestro camino? Por eso, no vuelvas al pasado y mira hacia el porvenir.
No remuevas la tierra con la azada y planta frutales que mañana te abriguen y alimenten.
Olvida el ayer y orienta el corazón hacia mañana.
Cuando el hoy despuntó con la aurora del nuevo día, el ayer había concluido.
Táchalo en la hoja de tu vida.
Prepara tus lecciones para el examen de mañana porque en el examen de ayer fuiste aprobado con notas demasiado bajas.

Desconozco a su autor


jueves, 23 de julio de 2015

Luz y camino

No dejes de marchar cuando hay camino, deja que tus pies abran el tuyo; ni te detengas cuando se ha hecho oscuro, ilumina tu andar con la luz que hay en ti mismo.
La oscuridad más terrible no es la que te rodea, sino la que te habita; y la luz mas bella no es la que te ilumina desde afuera, sino la que asoma en tus ojos, desde adentro.
No exijas más luz que la necesaria para ver lo necesario, ni más camino que para andar esta jornada.
El camino más malo no es tan malo, si por él vas a tu meta; y el camino más bueno no es tan bueno, si por él no llegas a destino.
No sabrás si hay luz mientras tus ojos no se hayan abierto; ni sabrás si hay camino mientras tus pies no hayan andado .
Si arde encendida la lámpara de tu interior, caminarás en la luz en medio de tinieblas; si tu lámpara interior se apaga , en medio de la luz caminarás a oscuras.

Desconozco a su autor


El arte de vivir

Todos anhelamos una existencia gratificante y feliz. Lograrlo es relativamente fácil. Basta llevar una vida equilibrada y sencilla pero plena de amor hacia nosotros mismos y a cuanto nos circunda.

El amor es una fuerza que nos hace anhelar y buscar con pasión alegre y serena todo lo verdadero, lo bello y lo bueno; es un sentimiento que surge desde nuestro interior y se manifiesta en la satisfacción de ser, en la alegría de vivir, y en la aceptación, cultivo y aprecio hacia todo aquello que somos, hacemos, tenemos y experimentamos.

El amor nos invita a ser mas, a disfrutar mas, a trabajar mejor, pero conservando la paz interior y la armonía con todo lo existente, abarcando a partir de nosotros mismos a todo el mundo en el horizonte de nuestros afectos.

Se trata de una invitación a no vivir a medias sino con dimensiones infinitas y eternas, en apertura a todo el Universo, ya que aislados de la totalidad somos insignificantes, pero en unión armoniosa con el Universo nuestras vidas se revisten de sublimidad y de grandeza…

Desconozco a su autor


miércoles, 22 de julio de 2015

Gozar de la vida

Dicen que a cierta edad las mujeres nos hacemos invisibles, que nuestro protagonismo en la escena de la vida declina y que nos volvemos inexistentes para un mundo en el que solo cabe el ímpetu de los años jóvenes.

Yo no se si me habré vuelto invisible para el mundo, es muy probable, pero nunca fui tan consciente de mi existencia como ahora, nunca me sentí tan protagonista de mi vida, y nunca disfrute tanto de cada momento de mi existencia.

Descubrí que no soy una princesa de cuento de hadas, descubrí al ser humano que sencillamente soy, con sus miserias y sus grandezas.

Descubrí que puedo permitirme el lujo de no ser perfecta, de estar llena de defectos, de tener debilidades, de equivocarme, de hacer cosas indebidas, de no responder a las expectativas de los demás. …Y a pesar de ello… ¡quererme mucho!.

Cuando me miro al espejo ya no busco a la que fui… sonrió a la que soy… Me alegro del camino andado, asumo mis contradicciones. Siento que debo saludar a la joven que fui con cariño, pero dejarla a un lado porque ahora me estorba. Su mundo de ilusiones y fantasía ya no me interesa.

Que bueno vivir sin poner el listón tan alto¡ ¡Que bien no sentir ese desasosiego permanente que produce correr tras los sueños!.

La vida es tan corta y el oficio de vivirla es tan difícil, que cuando uno comienza a aprenderlo, ya hay que morirse. El ser humano tarda mucho en madurar, verdad?

Desconozco a su autor


¿Cómo se hace la vida?

La vida se hace sorbo a sorbo, paso a paso y día a día. Caminándola a lo ancho y a lo hondo, mirándola a través de sus colores, oyéndola a través de sus sonidos, palpándole la perfección y desentrañándole la luz.
La vida se hace como trabajadora de su siembra, como obrera de su palabra, como jardinera de sus flores, como cantadora de sus prodigios…
La vida se hace agitando el mundo que llevamos dentro y descubriendo el mundo que llevan los demás.
La vida de hace amando, porque el amor tiene tanto que hacer en el mundo, que no da tiempo para odios ni rencores.
La vida se hace en el espacio de lo cotidiano, en pequeños trozos de cada día, en ratitos, en ratitos que encendemos de pasión, en vuelos que se emprenden con besos y son sueños.
Velar y dormir, soñar y despertar, llorar y reír, creer y dudar, caer y levantarse:
Eso es hacer la vida.

La vida no se hace para lucir, para exhibirse, para mostrarnos en un escaparate de vanidad y focos de colores.
La vida se hace en el recinto íntimo, en ese taller de abeja trabajadora que llevamos dentro, en ese aguijón que extrae y regala, que profundiza y endulza.
La vida se hace en el centro de trabajo de uno mismo, con su esfuerzo silencioso, efectivo, constante y masivo.
Un esfuerzo que abre surco y un surco hecho para que no deje de producir.
Hacer la vida no es diseñarla a nuestro antojo, ni coserla a nuestro capricho: es estar siempre en las puntadas de su tela y en el estambre de su tejido.
Hay que caminar la vida, porque es la única manera de llegar.
Irla resolviendo con la lógica, pero emocionándola con el espíritu y calentándola con el corazón.
La vida se hace cuando das la mano y transmites una corriente, cuando das una sonrisa y cuelas la luz, das un beso y cierras los ojos, te das a ti mismo.
¡y parece que concentras el universo en tu corazón!.

La vida se hace en el espacio de tu mundo y en donde se libran las batallas de los demás. Se hace en el horizonte de ti mismo y en donde vuelan los sueños de los otros, en la siembra frondosa de tu tierra y en la raíz raquítica del huerto ajeno.
La vida se hace de regalo, sin seleccionar, ni preguntar, ni escoger.
Cumple tu misión de dar. Porque en ese libro de la generosidad, esfuerzo y de la entrega,
¡Se hace la vida!.

Desconozco a su autor


martes, 21 de julio de 2015

La esencia del ser

Sabrás del dolor y de la pena de estar con muchos, pero vacío.
Sabrás de la soledad de la noche y de la longitud de los días

Sabrás de la espera sin paz y de aguardar con miedo.

Sabrás de la soberbia de aquellos que detentan el poder y someten sin compasión.

Sabrás de la deserción de los tuyos y de la impotencia del adiós.
Sabrás que ya es tarde y casi siempre imposible.

Sabrás que eres tú el que siempre da y sientes que pocas veces tetoca recibir.

Sabrás que a menudo piensas distinto y tal vez no te entiendan.
Pero sabrás también:

Que el dolor redime. Que la soledad cura. Que la fe agranda. Que la esperanza sostiene. Que la humildad ennoblece. Que la perseverancia templa.

Que el olvido mitiga. Que el perdón fortalece. Que el recuerdo acompaña. Que la razón guía, Que el Amor dignifica… Porque lo único que verdaderamente vale es aquello que está dentro de ti, y solo tienes que descubrirlo y así hallaras la verdadera Paz.

Desconozco a su autor


Concepto de la felicidad

El concepto de felicidad es muy diferente de unas personas a otras y aunque hay cosas y sensaciones que pueden ser comunes, los gozos de unos pueden ser la pesadilla de otros; así, el escalador es feliz arriesgando su vida para vencer a la montaña mientras que una persona normal sentiría pánico por verse expuesta a esos riesgos.

Algunas personas son felices llevando una vida tranquila y segura mientras otras se mueren de aburrimiento si no hay en su vida cambios, novedades y fuertes excitaciones.

La felicidad depende más de lo que ocurre dentro que de lo que nos sucede fuera; de las ideas que tenemos sobre nosotros mismos y sobre la vida.

Depende de todos los misterios que viven en el Bosque Mágico de tu Mente.
Dentro de tu mente lo tienes todo.

El Sol y la Luna, Las montañas y los valles.
Los colores del amanecer y las sombras de la noche.
La alegría de las cascadas y la niebla espesa que empapa el alma de nostalgias infinitas.

Dentro de tu mente está la mano que te acaricia y la piel que tanto añoras.
Si buscas dentro de tu mente, siempre encontrarás razones para ser feliz y también para permanecer en la tristeza.

Porque tu felicidad no depende de lo que haces ni tampoco de lo que tienes.
No depende de cómo sea tu cuerpo ni de que tengas más o menos dones.
Sólo depende de lo a gusto que estés con lo que haces, con lo que tienes, con tu cuerpo y con tus dones.

Básicamente, la Felicidad depende de que realmente quieras ser feliz y estés tan a gusto contigo mismo como para poder sentir todo el Amor de la Vida que te ha permitido existir.

Desconozco a su autor


lunes, 20 de julio de 2015

Que yo no pierda…

Que yo no pierda el romanticismo, aún sabiendo que las rosas no hablan…

Que yo no pierda el optimismo, aún sabiendo que el futuro que nos espera puede no ser tan alegre…

Que yo no pierda la voluntad de vivir, aún sabiendo que la vida es, en muchos momentos, dolorosa…

Que yo no pierda la voluntad de tener grandes amigos; aún sabiendo que, con las vueltas del mundo,
ellos se van de nuestras vidas…

Que yo no pierda la voluntad de ayudar a las personas, aún sabiendo que muchas de ellas son incapaces de ver, reconocer y retribuir, esta ayuda…

Que yo no pierda el equilibrio, aún sabiendo que muchas fuerzas quieran que yo caiga…

Que yo no pierda la voluntad de amar, aún sabiendo que la persona que yo más amo, pueda no sentir el mismo sentimiento por mí…

Que yo no pierda la luz y el brillo en la mirada, aún sabiendo que muchas cosas que veré en el mundo, oscurecerán mis ojos…

Que yo no pierda la garra, aún sabiendo que la derrota y la pérdida son dos adversarios sumamente peligrosos…

Que yo no pierda la razón, aún sabiendo que las tentaciones de la vida son muchas y deliciosas…

Que yo no pierda el sentimiento de justicia, aún sabiendo que el perjudicado pueda ser yo…

Que yo no pierda mi abrazo fuerte, aún sabiendo que un día mis brazos estarán débiles…

Que yo no pierda la belleza y la alegría de ver, aún sabiendo que muchas lágrimas brotarán de mis ojos y correrán por mi alma…

Que yo no pierda el amor por mi familia, aún sabiendo que ella muchas veces, me exigirá esfuerzos increíbles para mantener la armonía…

Que yo no pierda la voluntad de donar este enorme amor que existe en mi corazón, aún sabiendo que muchas veces él será rechazado…

Que yo no pierda la voluntad de ser grande, aún sabiendo que el mundo es pequeño…

Y encima de todo…

Que yo jamás me olvide que un pequeño grano de alegría y esperanza dentro de cada uno es capaz de cambiar y transformar cualquier cosa, pues ¡la vida es construida en los sueños y realizada en el amor!

¿De qué nos sirve vivir, sino sabemos respirar?

¿De qué nos sirve soñar, sino somos capaces de hacer realidad nuestros sueños?

Desconozco a su autor


¡Levántate!

Cuando nos sentimos traicionados y abandonados.
Cuando nos sentimos desilusionados y ultrajados.
!entonces es…Cuando nos levantamos!

Entonces es cuando tomas fuerzas de donde no ves.
Te levantas más fuerte que ayer y aunque vuelvas a caer,
esta experiencia pasada te ayudará a levantarte otra vez.

Todos luchamos por no caer pero caemos…
Porque humanos vinimos a ser y algo en esta vida, teníamos que aprender.

No luches por no caer hasta los niños lo hacen sin querer.
Lucha sólo por levantarte cada vez y con cada caída aprende
lo que tenías que aprender, pero nunca, nunca dejes de levantarte cada vez.

Camina, nunca te pares por doquier no vive el que no se levanta,
el que sólo se aparta y se lamenta.
Recapacita, analiza tomate un tiempo, pero sólo un tiempo,
y luego sintoniza.

Vuelve a tomar las riendas de tu vida.
Devuélvele a tu cara su sonrisa, a tu cuerpo la brisa,
a tu vida y a tu corazón la frescura de la alegría y la risa.

Porque cada minuto, cada hora y cada día que pierdes…

!!!Ya no vuelve !!!

Desconozco a su autor


domingo, 19 de julio de 2015

Vivir siempre joven

Viejo no es sólo el que cumple años, tampoco al que se le tiñe el pelo de blanco,o el que se llena de nietos.

Viejo es aquel que deja de soñar, al que se le olvida cómo reír, el que se encierra en su soledad.

Viejo es sólo una palabra, no una oración, la vejez llega en el momento que la aceptas, no en tu cumpleaños, ni con tus arrugas.

Viejos son los recuerdos, mas no el presente. ¿Porqué pensar en la vejez,si aún estás vivo?.

La juventud se lleva en el alma, mas no en el cuerpo.

Viejo el sol y la luna y todavía brillan como si hubieran nacido ayer.

¿Para qué vivir del recuerdo, cuando puedes vivir del presente?.

Viejo es aquel que escoge serlo, el que acepta su destino.

¿Porqué llorar,porqué sufrir, si todo lo que tienes que hacer es ser feliz?.

La vejez llega solamente… cuando mueres.

Desconozco a su autor


sábado, 18 de julio de 2015

Crecer

Muchas veces en la vida pasamos por momentos difíciles en los que tenemos que decidir sobre los nuevos caminos a tomar.
A veces el júbilo nos invade ya que la ruta tomada nos demuestra el acierto, y eso se llama crecer.
Otras veces nos desanimamos antes de reemprender nuestra meta, y eso también se llama crecer.
Crecer, una palabra tan común pero tan significativa a la vez, tan llena de vida; definitivamente es un término al que, en particular, tengo muy presente y valoro entrañablemente.
A veces la parálisis nos invade, desarmados completamente caemos en la tristeza, la desilusión, la desgana; sentimos la horrible sensación de no poder hacer nada bien, tomamos caminos de fácil acceso que a ningún lado nos conducen; nos invade la soledad y ocupamos el vacío con gente vacía y el resultado es una lista interminable de momentos más vacíos aún.
El dolor se esconde detrás de una imagen impuesta cargada de elementos superfluos que no hacen mas que alejarnos de nosotros mismos.
Hacia la felicidad el camino parece estar lleno de pantanos y grietas infinitos, en esos momentos no podemos ver que ser feliz está en nuestro propio ser, por el solo hecho de existir.
El tiempo oficial pasa pero nos es indiferente, el tiempo real nos encuentra sumergidos y cansados, pero tarde o temprano, desde lo mas profundo de nuestra existencia surge una luz, que al principio es pequeña, creo yo que es nuestro instinto de supervivencia más el amor por la vida y por nuestra vida que hace que lentamente nos reubiquemos en el camino correcto, el del amor.
A veces necesitamos pasar por momentos muy duros, cometemos errores, evadimos los problemas y nos disfrazamos de algo que no somos hasta reencontrarnos con nuestros valores, en lo que a mi respecta, el valor de las pequeñas cosas, aquellas situaciones y cosas cotidianas y sencillas que son maravillosas.
A veces necesitamos pasar por momentos tan duros, pero superarlos es también crecer.

La felicidad es un don que poseemos todos, pero cultivarla y compartirla es un hermoso trabajo que implica esfuerzo, dedicación y tiempo, pero por sobre todas las cosas amor, el sentimiento más hermoso.

Y poder amar también es crecer.

Desconozco a su autor


Descubrir

Que descubras la serenidad y tranquilidad en un mundo
imposible de entender.
Que el dolor que has vivido y los problemas que has
experimentado,te den el poder de caminar por la vida
enfrentando cada situación con optimismo y valor.
No olvides que habrá seres cuyo amor y comprensión
siempre estarán contigo, aun cuando te sientas solo.
Que descubras suficiente bondad en otros para
creer en un mundo de paz.
Que una palabra generosa, un abrazo y una sonrisa
sean tuyos todos los días de tu vida y que puedas dar
estos regalos tanto como recibirlos.
Recuerda el sol aún en medio de la tormenta.
Enseña amor a aquellos que odian,y deja que ese
amor te fortalezca.
Recuerda que aquellos seres cuyas vidas has tocado
y aquellos otros que han dejado su huella en ti, siempre
ocuparan un lugar especial en tu corazón.
No importa si el encuentro fue corto y no lo que
tu esperabas o deseabas.
No te preocupes demasiado por lo material.
Valoriza mas la bondad y generosidad que habitan en tu corazón.
Que encuentres tiempo cada día para apreciar la
belleza y el amor que te rodean.
Ten presente, que como seres humanos tenemos muchas
cosas en común, pero en el fondo todos somos diferentes.
Aprecia y respeta las diferencias.
Lo que sientes que careces en el presente,
puede ser tu fortaleza en el futuro.
Que veas un futuro lleno de posibilidades.
Que encuentres suficiente fortaleza en tu interior para determinar por
ti mismo tu valor, y no dependas de la opinión de otros
para reconocer tus habilidades.

Desconozco a su autor


viernes, 17 de julio de 2015

Me gusta la gente…

Me gusta la gente que sea espiritual, con idealismo en los ojos y los pies en la realidad.

Me gusta la gente que ríe, llora, se emociona con una simple carta, un llamado, una canción suave, una buena película,un buen libro, un gesto de cariño, un abrazo.

Gente que ama y tiene nostalgias, que gusta de los amigos, que cultiva flores, que ama los animales, admira paisajes, la poesía y sabe escuchar.

Gente que tiene tiempo para sonreír, pedir perdón, repartir ternuras, compartir vivencias y tiene espacio para las emociones dentro de si, emociones que fluyen naturalmente de adentro de su ser!

Gente que le gusta hacer las cosas que le gustan, sin huir de compromisos difíciles, por mas desgastantes que sean.

Gente que ayuda, orienta, entiende, aconseja, busca la verdad y siempre quiere aprender, aunque sea de un niño, de un pobre, de un analfabeto.

Gente de corazón desarmado, sin odio y preconceptos baratos, con mucho amor dentro de si.

Gente que se equivoca y lo reconoce, cae y se levanta, asimila los golpes, tomando lecciones de los errores y haciendo redimir sus lágrimas y sufrimientos.

Me gusta mucho la gente así…

Desconozco a su autor


Detalles

Detalles de nuestra Vida, detalles que muchas veces dejamos de lado, que olvidamos y no disfrutamos… y que entonces con nuestra acostumbrada mala memoria dejamos pasar al olvido.

Pensemos en lo que nos hace bien, sin olvidar lo que nos hace mal, disfrutemos de las pequeñas cosas que nos dan alegría y que son El Alimento para el Alma.

Vivamos el Hoy y demos la cara al Mañana, lo que pasó ya no podremos ni cambiarlo ni modificarlo, pero si podemos intervenir, en lo que vendrá.

No nos castiguemos, ni tampoco lo hagamos con las personas que nos rodean. Sabemos que la vida tiene distintas facetas, algunas buenas y otras no tanto.

Intentémoslo alguna vez, regalemos y regalémonos una sonrisa.

No dejemos de sentir que cada mañana podremos ver el sol y las nubes y que cada noche podremos ver la luna y las estrellas, y aunque sabemos que no es fácil, bien vale la pena el intento.

Desconozco a su autor


jueves, 16 de julio de 2015

La madurez

Madurez es la habilidad de controlar la ira y resolver las discrepancias sin violencia o destrucción. Madurez es paciencia.

Es la voluntad de posponer el abrazo inmediato en favor de un beneficio de largo plazo.

Madurez es perseverancia, es la habilidad de sacar adelante un proyecto o una situación a pesar de fuerte oposición y retrocesos decepcionantes.

Madurez es la capacidad de encarar disgustos y frustraciones, incomodidades y derrotas, sin queja ni abatimiento. Madurez es humildad. Es ser suficientemente grande para decir “me equivoque”. Y cuando se esta en lo correcto la persona madura no necesita experimentar la satisfacción de decir “Te lo dije”.

Madurez es la capacidad de tomar una decisión y sostenerla. Los inmaduros pasan sus vidas explorando posibilidades para al fin no hacer nada.

Madurez significa confiabilidad, mantener la propia palabra, superar la crisis. Los inmaduros son maestros de la excusa. Son los confusos y desorganizados. Sus idas son una confusión de promesas rotas, amigos perdidos, negocios sin terminar y buenas intenciones que nunca se convierten en realidad.

Madurez es el arte de vivir en paz con lo que no se puede cambiar.

Desconozco a su autor


Es posible

¡Tu imaginación puede transformar tu apariencia física! Imagínate con los ojos chispeantes, el rostro resplandeciente y una personalidad radiante.

Entonces, mantén presente en tu mente esa imagen, y te convertirás en esa clase de persona…
La belleza está en la mente, no en la piel. Porque tú eres tan bello, o tan feo, como crees que eres.

Si te imaginas que eres agradable, amistoso, alegre, y de personalidad chispeante, tu imaginación te convertirá exactamente en ese tipo de persona.

Comienza hoy a ejercitar esta imaginación positiva. ¡Descubrirás que los músculos de la sonrisa se te fortalecen tanto que tu aspecto facial se transformará realmente!…

El éxito no es lo opuesto del fracaso. Un corredor bien puede llegar último, ¡pero si bate su propio récord, es un éxito!
El éxito sólo se mide por lo que uno es, no por lo que tiene. ¡Todos tienen dentro de sí el potencial para esa clase de éxito!…

¡El pensador de posibilidades jamás dice que no a ninguna idea que tenga alguna posibilidad para el bien!…
De todas las personas que viven sobre el planeta Tierra, no hay más que una que tenga el poder, con su voto, de matar tus sueños. ¡Y esa persona eres tú! ¡Y también tienes el poder de un voto vivificante y lleno de esperanzas, que diga que sí a tus sueños!

Desconozco a su autor


miércoles, 15 de julio de 2015

¿Cómo vives?

¿Cuánto tiempo te queda para vivir? ¿Años, meses, días…? Espero que muchos años más. Yo también espero vivir mucho más y así podremos compartir largo tiempo estos escritos. Sin embargo, ninguno de nosotros sabe cuánto le queda de vida.

La vida es de una sola vía. No se puede retroceder en el tiempo para volver a hacer las cosas o disfrutar aquello que no supimos apreciar en su momento. Veamos otra pregunta: ¿Cuál es el tiempo más valioso?

El pasado puede haber sido más o menos agradable. Pero ya ocurrió y no hay más que hacer. El futuro todavía no llega y no sabemos cuánto va a durar. De modo que el tiempo más valioso que tienes es ahora mismo. No hay garantías de que estaremos vivos en la próxima hora, minuto o segundo. Cualquier cosa puede suceder y acabar nuestras vidas.

Disfruta la bendición de estar vivo ahora. Mira a tu alrededor y busca lo positivo que te rodea. Si tienes cerca otra persona, manifiéstale tu cariño y amor ahora. Sonríe ahora mismo y mañana y todos los días. La sonrisa es contagiosa y puede traerte mucha felicidad a ti y a quienes te rodean. Disfruta estos momentos para que en el futuro no mires hacia atrás pensando en las oportunidades que te perdiste de ser feliz.

S.V.


martes, 14 de julio de 2015

Separa los hechos de las opiniones

Cuando una persona tiene un desorden en su mente, debido a que trata de retener todo lo que tiene que hacer, más todo lo que piensa que no debió hacer en el pasado, se torna muy ineficiente en la vida.

No hay problema que sea tan grande que no pueda resolverse. Pero se hace difícil la vida cuando éstos se acumulan, se unen a sentimientos de culpa, a temores y a preocupaciones.

¿Cuántas veces no te ha ocurrido que has estado meses sufriendo por algo que temes, pensando qué consecuencias puede traer si ocurre tal o cual acontecimiento? Y después de vivir semanas o meses de angustia, te das cuenta que las cosas no fueron tan terribles como las habías pensado. E incluso, ¡a veces ni siquiera ocurre lo que tanto temiste! Pero, entretanto, sufriste y hasta te enfermaste.

Las preocupaciones no sirven. Lo único útil es ocuparse, no pre-ocuparse. Analiza los hechos de lo que puede ocurrir y qué harás en cada alternativa. No le sumes tus emociones y temores. Separa los hechos de las opiniones. Mejor aún si escribes las opciones que tomarás si llega a suceder. Y ahora, despreocúpate. Ya llegará el tiempo de ocuparse.

Desconozco a su autor


Hacer lo que sea

Puedes hacer prácticamente cualquier cosa. Piénsalo. Piensa en el extraordinario potencial que significa el solo hecho de estar vivo. Luego agrega la gran cantidad de conocimientos y la poderosa tecnología que tienes a tu disposición.
Las oportunidades de llevar una vida positiva, plena y creativa son prácticamente infinitas.
Cuando te enfrentes con un problema desafiante o una situación difícil ten presente que tú puedes hacer prácticamente cualquier cosa, y que tienes a tu alcance un mundo lleno de recursos. Evita concentrarte demasiado en el problema en sí mismo, porque eso limita tu perspectiva.
Haz un esfuerzo por pensar en las posibilidades prácticamente ilimitadas que tienes a tu alcance.
Ten siempre presente que tu verdadera naturaleza es ser flexible, creativo y efectivo. El solo hecho de estar vivo y poder pensar por tí mismo, pone en tus manos habilidades increíbles. Aprovéchalas al máximo. Recuerda, puedes hacer casi cualquier cosa.

Desconozco a su autor


lunes, 13 de julio de 2015

Imperfección

Yo sé que no soy perfecta ni tampoco me siento perfecta…

Tengo la certeza de mi imperfección y procuro superarla.
He cometido numerosos y crasos errores, seguramente seguiré errando pero nunca cometeré el mismo error dos veces.

Sé que a medida que deje de equivocarme me iré perfeccionando… porque mis errores, en lugar de rebajarme, me enaltecen.

No procuro evitar equivocarme porque sé que solo quien vive está propenso a equivocarse.

Mi intención consiste en asimilar la enseñanza que todo error trae consigo.

Muchas veces no actuamos para evitar fallar y al hacerlo evadimos la responsabilidad de vivir.

Vive, arriésgate a cometer errores y aprende siempre de ellos, es la mejor manera de adquirir sabiduría.

Desconozco a su autora


Un amor es…

Un amor es quien te acepta como eres, quien te ayuda a ser mejor.

Es alguien que te levanta el ánimo cuando lo necesitas.

Es alguien con quien se puede bromear sin que te enojes.

Es alguien que te quiere por lo que eres y no por lo que tienes ni por lo que sabes.

Es alguien que no se queda mirando, sino que te lleva a mirar juntos en la misma dirección.

Es alguien que se interesa por tus cosas aunque sean pequeñas.

Es alguien que se acuerda de ti cuando tu no estas y no te deja cuando fracasas.

Es alguien que comparte tu soledad y tu tristeza, así como tus alegrías y tus sonrisas.

Es alguien que trata de entenderte.

Es alguien que sé lanza contigo a correr riesgos y que nunca te negará su ayuda cuando la necesites.

Desconozco a su autor


domingo, 12 de julio de 2015

Verse en el espejo

Un hombre que tenía un grave problema de miopía se consideraba un experto en evaluación de arte. Un día visitó un museo con algunos amigos. Se le olvidaron los lentes en su casa y no podía ver los cuadros con claridad, pero eso no lo detuvo de ventilar sus fuertes opiniones.

Tan pronto entraron a la galería, comenzó a criticar las diferentes pinturas. Al detenerse ante lo que pensaba era un retrato de cuerpo entero, empezó a criticarlo. Con aire de superioridad dijo: “El marco es completamente inadecuado para el cuadro. El hombre está vestido en una forma muy ordinaria y andrajosa. En realidad, el artista cometió un error imperdonable al seleccionar un sujeto tan vulgar y sucio para su retrato. Es una falta de respeto”.

El hombre siguió su parloteo sin parar hasta que su esposa logró llegar hasta él entre la multitud y lo apartó discretamente para decirle en voz baja: “Querido, estás mirando un espejo”.

Muchas veces nuestras propias faltas, las cuales tardamos en reconocer y admitir, parecen muy grandes cuando las vemos en los demás. Debemos mirarnos en el espejo más a menudo, observar bien para detectarlas, y tener el valor moral de corregirlas es más fácil negarlas que reconocerlas, por eso es necesario hacer a un lado el orgullo pues solo con humildad podremos ver nuestros defectos y corregirlos.


Desconozco a su autor


Claves para tener éxito en tus proyectos

Desde muy jóvenes nos han enseñado que si queremos alcanzar el éxito, conseguir nuestras metas y tener una vida cómoda, buena y feliz, tenemos que esforzarnos mucho para lograrlo. Estas son algunas de las claves indispensables para lograr cumplir con éxitos tus metas y proyectos:

Persevera. Aunque tengas que dividir el tiempo entre tus otras responsabilidades y el trabajo que debes realizar para conseguir la meta, es importante perseverar en el propósito de conseguirla, sin permitir que los demás asuntos te dispersen de tu objetivo principal.

Define tu sueño. Si todos tenemos las mismas posibilidades de éxito, ¿por qué unos lo consiguen y otros no? El primer factor consiste en desarrollar la capacidad de soñar. Hazlo sin pensar en todos los posible obstáculos que puedan presentarse. ¿Cómo te gustaría verte o estar en cinco años? Toma el tiempo necesario para crear una imagen mental con lujo de detalles de la situación ideal, que, más tarde, te ayudará a visualizar tu meta para mantenerte enfocado y entusiasta a lo largo de todo el proceso.

Elabora un guion para conseguir tu sueño. Es muy importante pasar de tu mente a un papel la idea de lo que quieres conseguir para poder concretarla. Debajo de tu sueño, escribe uno a uno los pasos que deberás dar y realizar para llegar a él.

Confía en que vas a conseguirlo. La confianza en ti mismo es necesaria para mantenerte motivado, aun a pesar de que te parezca que ha pasado más tiempo del que inicialmente pensabas que iba a tomarte. Piensa en positivo. Vence el saboteador mental, esa pequeña vocecita que te sugiere abandonar tu propósito, resaltando y exagerando el tiempo que te puede tomar y los obstáculos que posiblemente enfrentarás.

Convierte tus deseos en intenciones y estas en acciones concretas. Crea una estrategia que te ayude a organizar por prioridad cada una de las acciones que necesitas realizar para conseguir tus objetivos. En la medida en que vayas realizando cada una de ellas, irán surgiendo otras que son propias del camino que deberás recorrer para cumplir tu sueño.

Aprende de los errores. Esto siempre ayuda a avanzar. En el camino al éxito se pueden presentar algunos obstáculos, de los que necesitarás aprender para reponerte rápidamente. Si estas dispuesto a triunfar, tienes que estar preparado para asumir los tropiezos y los fracasos como parte del camino que te llevara al éxito.


Maytte Sepulveda}

sábado, 11 de julio de 2015

El amor consciente

Amar al Universo y a todo lo creado: ése es el sentimiento más perfecto que puede brotar de los lazos que unen a dos personas. El amor debe trascender de la propia individualidad de la pareja y recorrer una serie de etapas que culminen con la apertura del corazón.

Generalmente, solemos considerar que las relaciones íntimas son adecuadas cuando satisfacen nuestras necesidades de amistad, seguridad, sexo y autoestima. Sin embargo, si aspiramos a convertir nuestras relaciones en un sendero -en un sendero sagrado- nos veremos obligados a ampliar nuestra perspectiva y a asumir una visión más comprensiva que, incluyendo todas esas necesidades, no se halle, sin embargo, circunscrito a ellas. Nuestro tema tiene que ver con el cultivo del amor consciente, de ese amor que puede inspirar el desarrollo de una conciencia más expandida y la evolución de las personas implicadas. Sin embargo, no debemos mostrarnos demasiado idealistas porque las relaciones íntimas nunca funcionan a un solo nivel. Vivimos simultáneamente en diferentes niveles y cada uno de ellos tiene sus propias necesidades concretas.

Desconozco a su autor


¡Gracias por tocar mi vida!

En el deporte y en otras áreas no ganan siempre los más dotados sino los más dedicados y los que más ganas ponen.

Ganan los que son entusiastas y perseverantes; los que aprenden de las caídas y son ricos en confianza.

Por eso yo necesito cada día fortalecer mi optimismo con buenas lecturas, y pensamientos positivos. Necesito un filtro para las malas noticias y una gran grabadora para todo lo que brinda ánimo y resolución.

Me conviene alejarme de aquellos que todo lo ven oscuro y que con su negativismo aumentan el mal que critican.

Me hace bien no ver el país o la ciudad con la óptica sombría de ciertos noticieros que jamás destacan todo lo bueno.

Necesito una fe firme y una esperanza sólida para ganar donde pierden los pesimistas y los temerosos.

Cada día tengo el reto y la misión de mirar el sol aunque lo tapen lasnubes.Hay personas importantes y otras no tan importantes, que cruzan por tu vida y la tocan con amor, o sin cuidado, y continúan . . .

Existen personas que se alejan y tú suspiras con alivio y cuestionas por qué tuviste quehaber tenido contacto con ellas.

Existen personas que se alejan y tu suspiras con nostalgia y te preguntas por qué tuvieron que alejarse y dejar ese enorme vacío en tí.

Los hijos se alejan de los padres, los amigos se separan, y la vida sigue.

Personas cambian de hogar, personas crecen separadas, enemigos odian y se alejan.

Piensas en todos aquellos que han pasado por tu memoria, miras a los presentes, te cuestionas y descubres que estás hecho de pequeñas piezas de todos aquellos que han pasado por tu vida . . .

Eres más por ellos, y serías menos si no hubieran tocado tu vida.

Si seguimos juntos, o si algún día nos tendremos que separar . . .

¡¡ Gracias por tocar mi vida !!


viernes, 10 de julio de 2015

Optimismo

En el deporte y en otras áreas no ganan siempre los más dotados sino los más dedicados y los que más ganas ponen.

Ganan los que son entusiastas y perseverantes; los que aprenden de las caídas y son ricos en confianza.

Por eso yo necesito cada día fortalecer mi optimismo con buenas lecturas, y pensamientos positivos. Necesito un filtro para las malas noticias y una gran grabadora para todo lo que brinda ánimo y resolución.

Me conviene alejarme de aquellos que todo lo ven oscuro y que con su negativismo aumentan el mal que critican.

Me hace bien no ver el país o la ciudad con la óptica sombría de ciertos noticieros que jamás destacan todo lo bueno.

Necesito una fe firme y una esperanza sólida para ganar donde pierden los pesimistas y los temerosos.

Cada día tengo el reto y la misión de mirar el sol aunque lo tapen las nubes.

Desconozco a su autor


Aprende a reirte

La vida tiene un maravilloso sentido del humor. La esencia de la risa es aliviar el estrés y la “gravedad” de las cosas para que podamos experimentar plenamente la vida.

No todo es orden y alegría, ni tampoco es dolor y caos. Nuestra vida merece ser disfrutada, más allá de lo que pueda estar ocurriendo en un momento dado.

Aprender a ver la vida a través de un filtro cómico, no nos hace inmunes al dolor, la desilusión o el fracaso. Pero nos protege de ser destruidos en el proceso.

Necesitamos recuperar la alegría, la excitación y el asombro de nuestra niñez. Tomarte tu carrera, negocio, problemas, o la vida misma, demasiado en serio es asegurar una vida llena de dolor y ansiedad.

Relájate, disfruta y recuerda: nadie sale vivo de esta vida.

Desconozco a su autor


jueves, 9 de julio de 2015

Vive sin culpas

Vivir con culpa es robarle al pasado sus recuerdos agradables, al presente su alegría y al futuro su paz y su gloria. Toma decisiones y actúa hoy, para asegurarte una vida plena de armonía y magia.

Aprende a vivir el presente con asombro, respeto y la plena conciencia de cómo tus acciones cambiarán tus actitudes y relaciones futuras.

Vive hoy como si fuera el último día que tu tienes para experimentar el aire fresco, hablar con un amigo, decir que amas, ver un ocaso o escuchar una risa.

Hoy es el único día que sabes con seguridad que tienes. Nadie sabe cuando verás otro amanecer. Haz que cada día cuente.

Agótalo, respíralo, o.. experiméntelo y toma algunos recuerdos de él para llevarlos a tu futuro

Desconozco a su autor


Nadie…

Nadie alcanza la meta con un solo intento ni perfecciona la vida con una sola rectificación, ni alcanza altura con un solo vuelo.

Nadie camina la vida sin haber pisado en falso muchas veces…

Nadie recoge cosechas sin probar muchos sabores, enterrar muchas semillas y abonar mucha tierra.

Nadie mira la vida sin acobardarse en muchas ocasiones, ni se mete en el barco sin temerle a la temperatura, ni llega al puerto sin remar muchas veces.

Nadie siente el amor sin probar sus lágrimas ni recoge rosas sin resentir sus espinas.

Nadie hace obras sin martillar sobre un edificio, ni cultiva amistad sin renunciar a sí mismo…

Nadie llega a la otra orilla sin haber construido puentes para pasar.

Nadie puede juzgar sin conocer primero su propia debilidad.

Nadie consigue su ideal sin haber pensado muchas veces que perseguía un imposible.

Nadie conoce la oportunidad hasta que esta pasa por su lado y la deja ir.

Pero nadie deja de llegar, cuando tiene la claridad de un don, el crecimiento de su voluntad, la abundancia de la vida y el poder para realizarse.
Nadie deja de arder con fuego dentro de nadie ni deja de llegar cuando en verdad se lo propone.

Si sacas todo lo que tienes… ¡¡¡Vas a llegar!!!

Desconozco a su autor


miércoles, 8 de julio de 2015

Si hubiera…

La expresión “si hubiera…” es una de las más dañinas y hay quienes la repiten una y otra vez sin medir las consecuencias. “Si hubiera hecho esto…”, “si hubiera cambiado aquello…” “si hubiera evitado tal cosa…”, “si hubiera elegido tal otra…”

Es una reacción de culpa que nada soluciona, nos hace sentir mal y nos deja anclados en el ayer.
¿Cómo abrirse a una visión de esperanza y de cambio? En lugar de decir “si tal cosa no hubiera sucedido..”, debes decir “la próxima vez…”

No es fácil, pero la vida sigue y tú puedes superar tu dolor; crecer y mejorar si cicatrizas tus heridas. En otras palabras practica dos actitudes sanadoras:

1. Perdonarte y perdonar de corazón.
2. Aprende del error o el golpe y proyéctate con fe al porvenir.
Así actúan los triunfadores cuando fracasan y los seres nobles cuando hacen daño injustamente

Desconozco a su autor


Autoestima (coherencia) I

Vivimos en la mentira. No sólo mentimos a los demás, sino que nos mentimos a nosotros mismos. Mentimos en lo que decimos y mentimos en lo que vivimos.

La autoestima requiere que seamos coherente entre lo que pensamos y sentimos y lo que manifestamos a los demás y a nosotros mismos.

Vivimos en la incoherencia y en la mentira cuando mostramos debilidad y en realidad estamos manipulando a los demás; cuando ponemos cara de satisfacción y en realidad estamos tristes; cuando nos relacionamos con personas a las que detestamos; cuando decimos que sabemos la verdad y en realidad estamos llenos de dudas; cuando tratamos bien a todo el mundo excepto a las personas a las que decimos que amamos; cuando nos reímos y necesitamos llorar; cuando expresamos ira y en realidad tenemos miedo; cuando moralizamos sobre los demás y estamos llenos de vicios propios; cuando renunciamos a nuestro valores para ser aceptados; cuando apreciamos las ideas de otros yendo en contra de nuestra propia experiencia que nos dice lo contrario.

R. Ros


lunes, 6 de julio de 2015

La belleza interior es la que vale

Si bien para un primer acercamiento la belleza física juega un cierto papel, para lograr sentimientos y relaciones perdurables, lo que realmente vale es la belleza interior. Esto es, sin duda, así y existen sobradas pruebas al alcance de la mano. Basta pensar en hermosísimas actrices que se casan con los más apuestos e idealizados galanes, y al tiempo se separan.

Evidentemente la belleza física no alcanzó para afianzar y hacer perdurable la relación. En cambio, todo lo bello que uno tiene por dentro, la pureza de los sentimientos, la claridad espiritual, pueden mantener vivos sentimientos, emociones, pasiones, y hacerlos perdurar más allá de las dificultades y conflictos propios de la vida de relación. Si uno cultiva y embellece su ser interior y se siente contento y seguro de esa mágica potencialidad; si se siente digno poseedor de todas esas virtudes, será dueño absoluto de todos sus sueños y de su futuro. Porque un espíritu fuerte y seguro de sí, siempre consigue lo que quiere. Por eso…

¡Apodérate sin vacilar de tus sueños, tus proyectos y tu ser! ¡Redecora tu interior y adórnalo con lo mejor de ti mismo! ¡Refuerza los cimientos de tu personalidad con una buena dosis de autoestima! Finalmente, tu mundo, ese mundo que construiste con que y con quienes queréis vivir, será tuyo… definitivamente tuyo…

Desconozco a su autor


sábado, 4 de julio de 2015

La amistad

La amistad no se conquista, no se impone; se cultiva como una flor, se abona con pequeños detalles de cortesía, de ternura y lealtad; se riega con las aguas vivas de desinterés y de cariño silencioso.

No importan las distancias, los niveles sociales, los años o las culturas, la amistad todo lo borra.

La felicidad del amigo nos da felicidad: sus penas se vuelven nuestras porque hay un maravilloso lazo invisible que une a los amigos. La amistad es bella sobre toda ponderación, por que:”Para el que tiene un amigo, no existe soledad.”

Desconozco a su autor


Goza hoy

Goza hoy, antes de que se termine el día, se esconda el sol, se te marchite la piel, se te duerman las rosas y se te aquiete el corazón.

Goza hoy que tu mente tiene prisa, tu cuerpo vibración, tus ojos espacio, tu imaginación alas, tus estrellas impaciencia de infinito.

Goza hoy que el viento te canta, el pájaro se te posa en la rama, las ilusiones te revolotean despertándote a la vida.

Goza hoy que te hierve la sangre, que la actividad te está moviendo, que la imaginación está creando y el amor con alas gigantescas te incita a volar.

Hoy que llevas plumas nuevas, años frescos, tiempo sin estrenar… que andas de descubridor entre hallazgos, asombros y sorpresas.
Goza tu edad y tu momento, que siempre hay un espacio fijado para lágrimas y el dolor.

Goza hoy que tienes la corola cerrada, las penas sin llorar, el impulso incontenible y el puente para pasar a la vida que te seduce y te tienta. Hoy, que no temes al futuro, ni te asusta lo que vendrá.

Hoy que abrazas la vida como si la contuvieras entera y todos los caminos llevaran el germen de tu realización. Hoy, que te parece fácil abrir todas las puertas y desandar todas las ambiciones.

Goza hoy, para que fabriques los años del mañana, y vayas llenando el joyero sin olvido que tiene cada vida, y cuando lleguen a la vejez y la nostalgia, haya perlas que sacar para hacerte sonreír.

Goza hoy que es tu momento de soñar. Goza ahora, porque todo tiene su oportunidad, y lo que hoy se te ofrece, mañana se te niega. Goza hoy, porque lo que se pierde no se recupera. Goza hoy, y vive después, cuando un solo ideal te consuma la vida.

Goza hoy de todo lo que piensas hacer y la altura a que piensas llegar.

Goza tus planes y tus metas y si de todo ese mundo algo se te da, eres una persona de éxito.

Si logras realizar, concretar y ser fuerte en un solo punto del camino, ya puedes decir que eres un privilegiado.

Si te abrazas a una sola estrella, y atinas a elegir la que te llene la vida, eres un escogido.

Z. Bacardí


viernes, 3 de julio de 2015

No juzgues anticipadamente

Una pareja de jóvenes tenía varios años de casada y nunca pudieron tener hijos. Para no sentirse solos, compraron un cachorro pastor alemán y lo amaron como si fuera su propio hijo.
El cachorro creció hasta convertirse en un grande y hermoso pastor alemán.

El perro salvó en más de una ocasión a la pareja de ser atacadas por ladrones, siempre fue muy fiel, quería y defendía a sus dueños contra cualquier peligro.

Luego de siete años de tener al perro, la pareja logró tener el hijo tan ansiado.

La pareja estaba muy contenta con su nuevo hijo y disminuyeron las atenciones que tenían con el perro, éste se sintió relegado y comenzó a sentir celos del bebé y ya no era tan cariñoso y fiel como demostró serlo durante siete años.

Un día la pareja dejó al bebé plácidamente durmiendo en la cuna y fueron a la terraza a preparar una carne asada. Cuál fue su sorpresa cuando se dirigían al cuarto del bebé y ven al perro en el pasillo con la boca ensangrentada, moviéndoles la cola.

El dueño del perro pensó lo peor, sacó un arma y en el acto mató al perro, corrió al cuarto del bebé y encuentró una gran serpiente degollada….

El dueño comienza a llorar y exclamar… ¡¡He matado a mi perro fiel!!

Cuantas veces no hemos juzgado a las personas; lo que es peor, las juzgamos y condenamos sin investigar a que se debe su comportamiento, cuales son sus pensamiento y sentimientos.

Muchas veces las cosas no son tan malas como parecen, sino todo lo contrario.

La próxima vez que nos sintamos tentados a juzgar y condenar a alguien, recordemos la historia del perro fiel…Así aprenderemos a no levantar falsos testimonios contra una persona hasta el punto de dañar su imagen ante los demás…

Debemos darnos cuenta que los sentimientos de las personas son frágiles y fáciles de dañar pero difícil de sanar.

Desconozco a su autor


Nos acostumbramos…

Nos acostumbramos a vivir en nuestra casa y a no tener otra vista que no sea las ventanas de alrededor, y como estamos acostumbrados a no tener vista, luego nos acostumbramos a no mirar para afuera, y como no miramos para afuera luego nos acostumbramos a no abrir del todo las cortinas, y porque no abrimos completamente las cortinas, luego nos acostumbramos a encender más temprano la luz, y a medida que nos acostumbramos, olvidamos el sol, olvidamos el aire, olvidamos la amplitud.

Nos acostumbramos…
A despertar sobresaltados porque se nos hizo tarde.
A tomar café corriendo porque estamos atrasados.
A comer un sándwich porque no da tiempo para comer a gusto.
A salir del trabajo porque ya es la tarde.
A cenar rápido y dormir con el estómago pesado sin haber vivido el día.

Nos acostumbramos…
A esperar el día entero y oír en el teléfono: “hoy no puedo ir”.
A sonreír para las personas sin recibir una sonrisa de vuelta.
A ser ignorados cuando precisábamos tanto ser vistos.
Si el trabajo está duro, nos consolamos pensando en el fin de semana.
Y peor aún, hacemos pesado nuestro trabajo, y a los demás, viviendo en las críticas destructivas y en la siembra de la discordia hablando negatividad y todavía sin argumento alguno. Y si el fin de semana no hay mucho que hacer vamos a dormir temprano y nos acostumbramos a quedar satisfechos porque siempre tenemos sueño atrasado.

Nos acostumbramos a ahorrar vida que, de poco a poquito, igual se gasta y que una vez gastada, por estar acostumbrados, nos perdimos de vivir.
Alguien dijo: “La muerte está tan segura de su victoria que nos da toda una vida de ventaja”

No nos acostumbremos y vivamos la vida con intensidad.

Desconozco a su autor


jueves, 2 de julio de 2015

Nuestra amistad

La amistad entre dos personas es, ciertamente, uno de los más maravillosos regalos de la vida.

Los amigos permanecen uno junto al otro, ni adelante ni atrás, son dos personas unidas desde el alma, que trascienden todos los vínculos conocidos y las limitaciones de la vida.

Cada uno de nosotros tiene ya marcado un camino, en ocasiones nuestras vidas se convierten en una carga que debemos sobrellevar.

Los amigos nos ayudan a aliviar esa carga y nos ofrecen su apoyo, que no proviene de presuntuosos discursos ni de palabras cautivantes, sino de su mera presencia.

Al igual que los milagros, la amistad no se produce todos los días, es algo difícil de encontrar, y aún más difícil de conservar, pero cuando encontramos a ese alguien especial en nuestras vidas, nuestra travesía en el tiempo se transforma en algo mucho más llevadero.

En nuestras vidas, muchas son las cosas que pueden ir y venir, y algunas serán tan efímeras como castillos de arena en la playa, pero al igual que en el océano, nuestra amistad, es la base y raíz, de quienes somos, y quienes debemos ser.

Ojalá que tú y yo ,sigamos unidas para siempre por el sencillo hecho de saber lo que significa entregarse la una a la otra, y por la paz que nos proporciona.

Desconozco a su autor


Los ojos del alma (II)

La costumbre decreta que no es correcto mirar fijamente a los demás, y si se nos sorprende haciéndolo cambiamos al instante la dirección de la mirada y procuramos dar a entender de algún modo que era otra la meta de nuestros ojos, para ocultar así nuestro embarazo. Es éste uno de los efectos de desplazamiento. A un hombre no debe sorprendérsele mirando muy seguido con fijeza a una mujer, como ella no le provoque coquetamente a hacerlo; y una dama tiene todavía menos libertad en este campo: si deja que sus ojos se encuentren por algunos momentos con los del varón, éste se sentirá autorizado a interpretarle las inclinaciones. Nuestros ojos son nuestra más íntima posesión y a nadie le consentimos asomarse por ellos sin permiso a las honduras de nuestros afectos.

Sería ingenuo suponer que la forma que tenemos de emplear nuestros ojos en las situaciones sociales es algo que está genéticamente determinado. Una explicación más aceptable es la que pone el origen de nuestras maneras de mirar en la costumbre y en los convencionalismos.

La función social de los ojos es estorbada en aquellos individuos que padecen graves afecciones de la vista. Muchos invidentes son propensos a evitar las aserciones, como si hubieran abdicado su derecho a autoafirmarse a cambio de que las demás personas, más afortunadas, les acepten y traten. La ceguera parcial es, a menudo, más dura de soportar que la total, porque mientras al paciente le queda alguna vista conserva la esperanza de ir mejorando, hasta el extremo de que se niega a admitir que su mal tenga causas importantes y las juzga todas de muy poca monta; tales esperanzas y convicciones le impiden adaptarse a su nueva situación y hacen que vaya difiriendo siempre el aprender a suplir con el uso de otros sentidos el de la vista que ya no le sirve. Los niños semi-invidentes tienden a usar sus ojos a la vez que los dedos cuando estudian el sistema Braille, y esto retrasa su adquisición de los hábitos y habilidades que les son tan necesarios.

Pierre Piveteau


miércoles, 1 de julio de 2015

Los ojos del alma (I)

A los ojos se les ha llamado «ventanas del alma», porque son las únicas partes del cuerpo que al observador le parecen psicológicamente transparentes. Así, esperamos que la persona honrada nos mire de frente y con franqueza, y hablamos de ojos inocentes y de miradas nobles o, también, de miradas torvas, ladinas o incluso criminales.

Hay quienes gustan de llevar gafas de sol aunque no les hagan ninguna falta y aun les estorben, como cuando van en el metro; es porque se imaginan que, con ellas, pueden ver sin ser vistos. El aspecto de los ojos cambia cuando somos presa de alguna emoción que nos excita; entonces brillan, centellean, lanzan pequeños destellos… y pueden «reflejar» nuestros sentimientos más íntimos. En realidad, lo que sucede es que la pupila se dilata y por eso parece refulgir

También a los gatos se les acusan las emociones en los ojos. Si vuestro minino se topa con un congénere de malas pulgas, o si le ofrecéis un bocado que le guste, veréis cómo se le dilatan las pupilas. Pero si el manjar le es extraño o se lo dais envuelto en un papel, sus ojos no se alterarán, a menos que logre olerlo. En un experimento que se hizo con seres humanos para estudiar esta clase de efectos, se mostró a un hombre y a una mujer la fotografía de un nene.

El tamaño de las pupilas de la mujer aumentó en casi una quinta parte, mientras que los ojos del hombre siguieron tal como estaban. Si a las mujeres se les muestra la fotografía de una madre con su nene en brazos, puede observarse cómo se les agrandan las pupilas en cerca de una cuarta parte, y aun las del hombre se agrandan también un poco al ver la misma fotografía.

Si se quiere penetrar «hasta el alma» de una persona no se la mira a la boca ni a la nariz, sino a los ojos y con la mayor concentración posible. Y cuando las miradas se encuentran, el resultado puede ser ya al primer vistazo amor (u odio). Pero la de la mirada mutua quizá sea una peligrosa indulgencia. Porque a nadie le podemos mirar a los ojos sin permitirle que, al mismo tiempo, nos mire él a nosotros. De suerte que el «coger» por los ojos ha de ser a la vez un «dar». El jovencito que mira extasiado a la beldad que se sienta frente por frente a él en un compartimiento del tren se expone a traicionar sus sentimientos como la joven decida mirarle también con insistencia.

Pierre Piveteau


Tu puedes hacer que las cosas sucedan

Todos tenemos la habilidad de hacer que las cosas que queremos sucedan. Es una habilidad realmente sorprendente y poderosa que si funciona pero que frecuentemente la damos por obvia.

Esta habilidad la usas efectivamente cada día para hacer que las pequeñas cosas sucedan. Guarda en tu mente que la misma habilidad que usas para hacer que las pequeñas cosas sucedan puede hacer que las grandes cosas también sucedan. Porque cuando miras muy de cerca, las grandes cosas están hechas de muchas cosas pequeñas.

El hecho es que tu tienes esa habilidad, ahora es el momento correcto y no después, de tomar una acción positiva, no importa que pequeña o ambigua sea tu meta, no importa lo temeroso sea tu reto.

Tú puedes hacer que las cosas sucedan de la forma en que tu deseas que sucedan, la mente es muy poderosa y aún no sabemos el alcance de su gran poder, si pensamos que podemos ganar seguramente ganaremos, siempre debemos pensar positivamente, pues el pensamiento negativo no permite que las cosas buenas sucedan.

No hay que esperar a que la fortuna te sonría. Tú ya tienes lo que necesitas porque tu ya tienes la habilidad de hacer que las cosas sucedan. Los obstáculos que haya sin importar lo grandes que estos sean deben ser superados, tu puedes superarlos si lo deseas con todas tus fuerzas y tienes fe. Lo que sea que debe ser logrado, tú puedes lograrlo.

Cuando te decidas hacerlo ya estarás a la mitad del camino. Da el primer paso, y ya estás a tres cuartas partes del camino. Persiste tanto como sea necesario y ya habrás hecho que suceda.

Haz uso completo de tu habilidad para que sucedan las cosas. Enfócate y dirige esa habilidad para hacer de tu mundo un mejor lugar para ti y para las demás personas que estamos en el.

Si todos pusiéramos este conocimiento en práctica este mundo sería mil veces mejor.

Desconozco a su autor